Deforestan el Amazonas con un arma química usada en la Guerra de Vietnam

Redacción.
| 24.07.2011

agente_naranjaEl 'agente naranja', una peligrosa arma química utilizada durante la Guerra de Vietnam, está siendo empleada ahora para deforestar el amazonas. Una serie de expediciones aéreas llevadas a cabo en las últimas semanas han revelado que casi 180 hectáreas de selva amazónica han sido rociadas con este tóxico, que ha envenenado miles de árboles y animales, y cuyo efecto perdurará por generaciones.

Según informes del periódico brasileño Folha de São Paulo, el uso anterior de estas brutales técnicas se remonta a 1999, pero parece ser que ahora está cobrando fuerza de nuevo, ya que favorece especialmente a los deforestadores. En primer lugar, los herbicidas permiten arrasar más hectáreas de selva en menos tiempo que las técnicas que se venían usando hasta ahora. Además, no se necesitan movilizar equipos para la tala de árboles (que requieren instrumentos del calibre de tractores y motosierras), por lo que resulta más fácil evitar la supervisión de organismos defensores del medio ambiente. De hecho, la agencia IBAMA (Instituto Brasileño del Medio Ambiente y de los Recursos Naturales Renovables) solo pudo identificar estas actividades ilegales después de observar imágenes grabadas por un satélite, en las que se apreciaba que parte de la selva tenía un aspecto anormal. Más tarde, una expedición en helicóptero reveló que miles de árboles presentaban un color gris ceniza y habían perdido sus hojas. Oficiales de IBAMA creen que el herbicida fue lanzado desde el aire por un ganadero no identificado, con el objetivo de crear nuevos terrenos para pasto.

Desde que se descubriera el uso del agente naranja en el Amazonas, la vigilancia de la zona se ha extremado. Hace unas dos semanas, se descubrieron casi cuatro toneladas escondidas entre el follaje, esperando a ser repartidas. De haberse utilizado, más de 3.000 hectáreas podrían haber sido arrasadas, acabando también con toda la fauna de la zona y contaminando el agua. Afortunadamente, en este caso el individuo responsable ha sido identificado, y ahora se enfrenta a multas que rondan el millón de euros.

Originalmente, el agente naranja había sido diseñado para eliminar follaje rápidamente en situaciones de combate. Sin embargo, su uso empezó a condenarse debido al tremendo impacto que ocasionó en personas y animales. Durante la Guerra de Vietnam, el ejército estadounidense utilizó más de 54 millones de litros de herbicida, que afectaron gravemente a la salud de unos tres millones de vietnamitas, en su mayoría campesinos, y que provocaron malformaciones y mutaciones diversas en medio millón de bebés. Por si esto fuera poco, los efectos en el medioambiente han sido extremadamente dañinos y duraderos.

 

[Foto: selva amazónica afectada por el agente naranja, extraída de http://www.treehugger.com]

Territorio: 

Comentarios